lunes, julio 7

Sweet dreams

Recientemente, mi lugar de trabajo dejó de ser el arrabal del infierno (gracias Borges, por ese gran cuento llamado 'El Sur') q solía ser. Ahora en lugar de sentarme junto a mi irritante compañera, me ha tocado estar junto a 2 simpáticos compañeros con los q a gusto puedo echar el chal (y no sé pq, pero entre hombres suelo sentirme mejor q entre mujeres).

Bueno, el caso es q una vez platicábamos sobre fantasías sexuales y me contaron q la suya era estar con 2 mujeres al mismo tiempo y hacerlo en la playa. Me hicieron reír por la forma de contarlo pero no me sorprendió mucho.
Creo q ese deseo confeso fue una revelación superficial, de esas q se pueden contar... no me podría imaginar cuál es el fondo de los deseos q se tiene bien callados, pq en el fondo, como dice aquella película 'Nadie conoce a nadie'... A veces, cuando estoy esperando en el tribunal para hablar con algún Secretario o Magistado y he cometido la torpeza de olvidar alguna lectura para aprovechar el tiempo, me quedo sentada en la salita, viendo pasar a toda la gente y pensando
¿Cuál será el fondo de esa engominada presencia, q secretos se esconderán tras esa pulida y confiable apariencia?
Y no sólo de aquellos pulcros lo he pensado, sino de todos, ¿Cuál será su vicio privado, tras su virtud pública?
¿Cuáles serán esos dulces sueños de uso y abuso? Inimaginables.
Esa parte oculta, es una de las cosas q me encantan de los seres humanos, junto con la inminencia de la muerte q los hace... cómo decirlo... preciosos...

3 comentarios:

Neto Citadino dijo...

hay cosas que es mejor no saberlas...

Leliel dijo...

Aunque estoy totalmente de acuerdo con neto citadino que hay cosas que es mejor no saber, (por aquello de que se te espante el sueño... o se te alborote que al caso da el mismo resultado jijjiji) te voy a contar mi mas obscuro placer carnal

me gusta que mi pareja use palabras "sucias" me chocan las palabras mochas y disfrazadas

mi fantasia: una bella Indú piel morena, a veces pienso que es por aquello del concepto amarrado del dominio del kamasutra

Ana Paula dijo...

Neto: Claro, eso le da sabor, tanto saber que no conoces del todo, como saber que no te conocen completamente ;-)

Leliel: Vaya, a mí me gustan los araños suaves y mis fantasías andan en off... :-/