miércoles, noviembre 26

Identidad



Leí el post y me quedé pensando, dónde he hallado sus identidades.

A Roberto lo encontraba en sus ojillos color miel, que se abrían grandes y cálidos cuando me miraba, a Gustavo lo encontraba en su sonrisa delineada y enternecedora, a Raúl en su aroma, una mezcla entre el mismo y el mar, a Francisco en sus labios suaves y tentadores, a otros más en sus voces, en su cabello, en sus manos…

Identidades que han quedado en el ámbar de mi memoria y cuyo aroma vuelve con tan sólo recordar su paso fugaz. Qué deleite.

Y así han vuelto a ser vistos esos ojos, esas sonrisas, bellos por sí mismos, más bellos aún por haberse ido.


3 comentarios:

Juanito Escarcha dijo...

Espero que me recuerden por algo bueno y no por "ese tipo nervioso que se quejaba de todo"

Seguro que tengo algo bueno... seguro.

Neto Citadino dijo...

Los ojos, principal atracción para mi

Saludos

Leliel dijo...

Es chistoso, yo mayormente las recuerdo por lo que cambiaron en mi vida y por lo que aprendí de ellas. Y la que mas me dejo marcado fue por sus palabras y sus actos, no por que fueran halagos, si no por que eran honestas y llenas de afecto sin ser cursis.

Me he comenzado a preguntar, en si ellas me recuerdan, de que manera lo haran?... solo espero no haberles quedado a deber algún libro o algo así :P